La Ley

¿Qué es la Ley Orgánica de Protección de Datos? La Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, (LOPD), es una Ley Orgánica española que tiene por objeto garantizar y proteger, en lo que concierne al tratamiento de los datos personales, las libertades públicas y los derechos fundamentales de las personas físicas, y especialmente de su honor, intimidad y privacidad personal y familiar.

Su objetivo principal es regular el tratamiento de los datos y ficheros, de carácter personal, independientemente del soporte en el cual sean tratados, los derechos de los ciudadanos sobre ellos y las obligaciones de aquellos que los crean o tratan.

En 2009 se incrementaron en más de un 75% de las denuncias recibidas, que alcanzaron la cifra de 4.136, y el número de solicitudes de tutela de derechos, en un 58%. Se resolvieron 709 procedimientos sancionadores, de los que 621 acabaron con sanción con un importe total de 24,8 millones de euros.

 

Sanciones

¿Qué riesgos asumes por no implantar ADECUADAMENTE LA LOPD?

Conservar mal y tratar inadecuadamente la información y sus datos puede hacerle:
     Perder su activo más importante: la información
     Puede dañar los derechos de sus clientes, empleados, accionistas e incluso puede dañar su imagen
     Puede tener importantes sanciones, independientemente del tamaño y sector de su actividad

¿Qué sanciones puede tener?

     Sanción por infracción LEVE: MULTA ENTRE 900 Y 40.000 €
      No inscribir ficheros en la Agencia de Protección de Datos, recoger datos sin autorización (formularios, contratos, Web, entrevistas...)

     Sanción por infracción GRAVE: MULTA ENTRE 40.001 Y 300.000€
      Mantener los ficheros, locales, programas o equipos sin las debidas condiciones de seguridad, impedir derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de los usuarios...

     Sanción por infracción MUY GRAVE: MULTA ENTRE 300.001 A 600.000€
      Conceder o ceder datos fuera de lo permitido, tratar de forma ilegítima o atentar contra derechos fundamentales, así como la reiteración en el incumplimientos del resto de aspectos